Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Virgen de los ReyesDice la leyenda que el Rey San Fernando soñó con la Virgen y que al día siguiente hizo llamar a los maestros imagineros de la corte para que tallaran una imagen igual a la que se le había aparecido en sus sueños. Los artífices llegaron labrar hasta cuatro imágenes de la Madre de Dios: la Virgen de los Reyes que hoy se venera en el Monasterio de San Clemente; la Virgen de las Aguas, que recibe culto en la Parroquia del Salvador y que el 30 de mayo de 2007 cerró la procesión dedicada al rey conquistador de Sevilla; la Virgen de los Reyes, titular de la hermandad de los Sastres, de San Ildefonso, y la actual Patrona de la Ciudad , Nuestra Señora de los Reyes, que recibe culto en la Capilla Real de la Santa Iglesia Catedral.

Cuando el Santo Monarca contempla todas las imágenes realizadas por los escultores del Reino, se fijó detenidamente en la efigie de la Virgen de los Reyes que está en la Catedral. El Rey se aproximó a la imagen, manifestando que veía en Ella a la Madre de Dios que había visto en sus sueños.Según todos los historiadores, el Rey Fernando III intervino muy directamente en la realización de esta escultura de la Virgen , aunque también se ha recogido en otros documentos que la efigie fue realizada en Alemania o Francia y donada al monarca por el Emperador Federico II o por el rey francés Luís IX.

 

 

Otro dato histórico hace referencia a que la Virgen de los Reyes ya acompañaba a santo monarca en sus batallas y que con Ella entró en Sevilla en 1248, presidiendo la entrada triunfal en la ciudad, tras la reconquista. También se afirma por otra parte que esta imagen fue donada por Alfonso X el Sabio a la Catedral de Sevilla, narrada en la famosa cantiga 324, para que presidiera un altar principal en el primer templo metropolitano.

Conquistada Sevilla, el Rey San Fernando mandó construir una Capilla en la nave central de la antigua mezquita mayor de los almohades, que fue consagrada el 22 de diciembre de 1248. Allí fue colocada una imagen de la Virgen , titulada de Santa María, que era el nombre por el que era conocida entonces la actual Virgen de los Reyes, hasta que por diversas gestiones del Cabildo se llevó a cabo su demolición, para construir una capilla acorde con la actual Catedral. Mientras se llevó a cabo la realización de la nave real, la Virgen estuvo en una Capilla situada en el lugar que hoy ocupa la Biblioteca Capitular , en el patio de los Naranjos, y posteriormente, en otra zona del citado Patio, en el lugar ocupado por la Hermandad del Sagrario.

Fue en el año 1579 cuando se inaugura la actual Capilla de la Virgen de los Reyes en el interior de la Catedral, procediéndose al traslado de la imagen y del cuerpo incorrupto del Rey Fernando III, que fue canonizado en el año 1671. Hasta este año, la Virgen presidió el centro del altar de la nueva capilla, siendo colocados los féretros del santo monarca, su mujer y su hijo en las gradas de la nave real. Cuando el monarca fue canonizado, su cuerpo fue separado de sus familiares para ocupar el centro de la capilla, como en la época actual, en una urna que fue posteriormente cambiada por la que hoy se conserva el cuerpo del Rey Fernando III.

 

Fuente: http://www.gelannoticias.com/reyes.htm

 

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto